Se fue Dennis Hopper...



Dennis nos dijo adiós. Le vimos una sonrisa, la misma que se les dibuja a los que lo comprenden todo.

La fotografía que desde este post pretende ser un pequeño homenaje fue tomada por el actor, director y fotógrafo en 1961 y lleva por título Biker Couple.
"I was doing something that I thought could have some impact someday. In many ways, it's really these photographs that kept me going creatively." —Dennis Hopper
La imagen se hizo famosa cuando se utilizó como portada de dos recopilatorios de The Smiths en 1992.


Video de Fahrenheit 451 de Iván Ferreiro


El nuevo disco de Iván Ferreiro se titula Picnic Extraterrestre y llevo un buen rato con la melodía de Fahrenheit 451 en la cabeza. Curiosamente ayer terminé de leer la novela de Ray Bradbury y colgué un par de frases en un post.
Me daba un poco de miedo entrar a fondo en la letra de esta canción porque prefiero no contagiarme de negatividad.

No quiero guardar rencor a nadie. Simplemente quiero que me dejen en paz los que no quieren estar a mi lado y quiero alejarme de los que se pasan el día quejándose por todo.
Y de eso va precisamente, o así lo siento yo, este single del nuevo trabajo de Iván Ferreiro: cerdos ignorantes sois unos hijos de puta lo siento no puedo evitarlo de verdad que no puedo evitarlo si a alguno que escuche esto le sentó mal o le quemaba que sepa que yo no opino que solo cuento lo que pasaba y si no puede aguantarlo que piense un poco que esto se aclara que si no te gustó esta letra tenemos guerra declarada...

Así que por mi parte se cierra un ciclo y en la banda sonora aparecerá, entre otras, esta canción y me siento inmensamente feliz y espero tener la misma mirada y la misma sonrisa que nos brinda Ferreiro al final de este espectacular video.

A propósito del final de LOST, Flann O'Brien again

Señoras y señores, así empieza EN-NADAR-DOS-PÁJAROS (1939) de Flann O'Brien, ya saben, el autor de El Tercer Policía, libro clave para los que disfrutamos LOST:

"Tras haber colocado en mi boca pan suficiente para masticar tres minutos, deseché mis poderes de percepción sensorial y me retiré a la intimidad de mi mente, asumiendo mis ojos y mi rostro una expresión ausente y absorta. Reflexionaba sobre el tema de mis actividades literarias de los ratos de ocio. Que un libro tuviese un principio y un final era una cosa con la que yo no estaba de acuerdo. Un buen libro puede tener tres aperturas completamente distintas e interrelacionadas tan solo por la presciencia del autor, o en realidad cien veces otro tanto de finales."


Sin duda, un hombre adelantado a su tiempo...
presciencia
(Del. lat. praescientĭa)
1. f. Conocimiento de las cosas futuras.

LOST

Qué quieres que te diga. Me ha gustado el final y me han gustado las seis temporadas. Siguen surgiendo preguntas y se abren, por si hubiesen pocos, más debates. ¿Qué más se le puede pedir a una serie?
Mi personaje favorito fue, es y será Desmond Hume, y gracias a él descubrí al peculiar Flann O'Brien y El tercer policía, un libro clave según los guionistas para entender la serie y eso es algo que se dijo ya desde la segunda temporada (lo digo porque se extiende la falsa idea de que ha habido improvisación en los últimos episodios).
¿Te parece soso, aburrido o lacrimógeno el episodio final? ¿Qué esperabas?

Me parece absurdo que los fans se cabreen con los guionistas. Me da risa. En serio, ¿cómo puede alguien tomarse tan a pecho el desenlace de una serie?
Los libros que más me han gustado son los que cuando terminan dejan cabos sueltos y en eso Auster y Murakami son especialistas. El final no se encuentra nunca en la última página y además esa clase de historias te obligan a pensar, algo muy pasado de moda lo sé, pero que a mí me seduce.
Y es que para mí Lost ha sido durante seis años un excelente libro, un rompecabezas, un tema recurrente en cenas y en el trabajo, y pienso que ha enseñado mucho más de lo que ahora creemos.
Ayer leí, gracias a amigos del Facebook, un excelente post de Pjorge en el que explica su versión de Lost y en concreto de los dos últimos episodios, me quedo con esta frase: Lo bueno de las obras de arte es que no desaparecen del mundo al concluir. Siguen ahí.

De seriesblog.es:

The Third Policeman, de Flann O’Brien – Episodio2×03: Los productores dicen que se trata de un libro de gran importancia para Lost. Se vió cuando Desmond se preparaba para dejar la escotilla.


5the-third-policeman.jpg 51thirdpoliceman.jpg

De Bradbury

¿Sabía que los libros huelen a nuez moscada o a alguna otra especie procedente de una tierra lejana? De niño, me encantaba olerlos. ¡Dios mío! En aquella época, había una serie de libros encantadores, antes de que los dejáramos desaparecer. 
(Fahrenheit 451-Ray Bradbury 1953)

Fuerza Natural

Fuerza natural es el título del nuevo disco de Gustavo Cerati. Y fuerza natural es la que ahora mismo necesita el líder de Soda Stereo mientras sigue en estado de coma inducido y conectado a un respirador artificial después de sufrir una isquemia cerebral.
En este blog he mencionado a Cerati en muchas ocasiones y siempre a propósito de algo positivo.  "Siempre es hoy" y "Bocanada" me ayudaron mucho en diferentes momentos de mi vida así como otras canciones de su etapa con Soda Stereo.
He tenido la suerte de asistir a uno de sus conciertos en la sala Bikini de Barcelona y siempre estaré en deuda con el cliente, del que desconozco su nombre, que un día entró en la tienda de discos donde entonces trabajaba y me recomendó escuchar "Bocanada".
Ahora es Cerati quien necesita de nuestra energía positiva, de nuestro apoyo. Desde este humilde blog le mando toda mi fuerza natural y deseo que cante de nuevo: me verás volver...
Las noticias que van llegando no son nada alentadoras y si uno sigue los tweets acaba enfadado con más de un cretino que sólo suelta estupideces. Así que lo mejor será esperar un comunicado oficial.


Raíz:
Canto bajo relieves
nave tierra, sigo tu voz
bailo brotado de ilusión
un sueño tibio para los dos
¿que otra cosa es un árbol
más que libertad?
si te abrazo es para sentir...
que a nuestro amor
nunca podrán
sacarlo de raíz
sacarlo de raíz

Hoy me ha hecho reír:

"Una memoria sagrada de la infancia es quizá la mejor educación", dice Feodor Dostoievsky. Yo lo creo y espero que muchos niños terrestres respondan a la primera huella humana en la Luna como algo sagrado. La huella podría significar, si lo permitimos, que los terrestres han realizado algo increíblemente dificultoso y hermoso que el Creador, por razones personales, quiso que los terrestres hicieran.
    Huellas de pies.

Kurt Vonnegut, jr. - Guampeteros, fomas y granfalunes

Bordadita

Hoy al salir de casa y pisar la calle por primera vez, observa que hace más frío que el día anterior. En lugar de subir y entrar en la humilde morada para enmendar el error, sigue caminando con andares estoicos. Su mirada envidiosa escruta a todos los abrigados y precavidos transeúntes con los que se va cruzando, pero se siente animado con la idea de que pronto saldrá el sol, que es muy temprano y que a esa hora la temperatura siempre suele ser más baja. También le reconforta oír el Tombstone Blues en la versión de Richie Havens.

Pero cuando pisa la calle por segunda vez, ese mismo día y al salir de su primer encuentro, nota que la temperatura aún es más baja que tres horas antes y que además empieza a llover.
Es uno de esos días en los que no dejará de repetirse que hubiese hecho mejor en volver a subir a casa o en pedir prestado un jersey a alguien o en meterse de nuevo en la cama cuando ha sonado la alarma del despertador en lugar de salir a toda prisa sin previsión alguna. Nada le hace cambiar de idea y su enfado va en aumento. Sólo hay una cosa que le dibuja una leve sonrisa y le aviva un poco el cuerpo: el recuerdo de un café pospuesto en el tiempo y que presiente que por fin va a llegar. Eso y que ahora, además, Amaro está susurrándole al oído: me gusta que estés, allá donde estoy, pues dicho aún mejor quiero coserme al bolsillo de tu pantalón... quiero llevarte bordadita, en mi corazón.

Diálogo cuántico

¿No has tenido alguna vez la sensación de que lo entiendes todo, de que todo encaja, de que tienes a tu alcance la solución a cualquier problema? Es como si de repente te sintieras completo y todas tus preocupaciones se hubieran resuelto de inmediato. Esa sensación, la mayoría de las veces, dura sólo unos segundos y es muy parecida a un Déjà vu, aunque en lugar de pensar que esa situación ya la hemos experimentado antes (que también), lo que percibimos es paz y tranquilidad y que conocemos la SOLUCIÓN a TODO. Aunque al final la olvidamos.
Algo de eso estudia la física cuántica, creo.

En una tarde que no cae monótona pero con lluvia, algo de Pessoa

Hace casi un año que leí por primera vez este texto del "Libro del desasosiego" de Fernando Pessoa. Lo leí en un momento crucial (sé que me hago cansino, así que no le daré más vueltas al asunto). Inmediatamente lo copié pero, no sé por qué motivo, no lo publiqué en el blog. Hoy mientras buscaba entre mis escritos y borradores lo he vuelto a leer y he pensado que no es necesario motivo alguno para disfrutarlo de nuevo y compartirlo.

Encogimiento de hombros

Damos comúnmente a nuestras ideas de lo desconocido el color de nuestras nociones de lo conocido: si llamamos a la muerte un sueño, es porque parece un sueño por fuera; si llamamos a la muerte una nueva vida, es porque parece una cosa diferente de la vida. Con pequeños malentendidos con la realidad construimos las creencias y las esperanzas, y vivimos de las cortezas a las que llamamos panes, como los niños pobres que juegan a ser felices.

   Pero así es toda la vida; así, por lo menos, es ese sistema de vida particular al que, en general, se llama civilización. La civilización consiste en dar a algo un nombre que no le compete, y después soñar sobre el resultado. Y, realmente, el nombre falso y el sueño verdadero crean una nueva realidad. El objeto se vuelve realmente otro. Manufacturamos ideales. La materia prima sigue siendo la misma, pero la forma, que el arte le ha dado, la aleja de continuar siendo efectivamente la misma. Una mesa de pino es pino pero también es mesa. Nos sentamos a la mesa y no al pino. Un amor es un instinto sexual, pero no amamos con el instinto sexual, sino con la presuposición de otro sentimiento.

No sé qué efecto sutil de luz, o ruido vago, o memoria de perfume o música, tañida por no sé qué influencia externa, me ha traído de repente, en pleno ir por la calle, estas divagaciones que anoto sin prisa, al sentarme, en el café, distraídamente. No sé a dónde iba a conducir los pensamientos, o dónde preferiría conducirlos. El día es de una leve niebla húmeda y caliente, triste sin amenazas, monótono sin razón. Me duele un sentimiento que desconozco; me falta un argumento no sé sobre qué; no tengo deseo en los nervios. Estoy triste por debajo de la conciencia. Y escribo estas líneas, realmente mal-anotadas, no para decir esto, ni para decir nada, sino para dar un trabajo a mi distracción. Voy llenando lentamente, a trazos flojos de lápiz -que no tengo sentimentalismo para afilar- el papel blanco de envolver los bocadillos que me han dado en el café, porque no necesitaba uno mejor y cualquiera servía, siempre que fuese blanco. Y me doy por satisfecho. Me reclino. La tarde cae monótona y sin lluvia, con un tono de luz desalentado e inseguro... Y dejo de escribir porque dejo de escribir.

Fernando Pessoa, Libro del Desasosiego.

Esborrany: primer intent

DE VEGADES...

Tot això ha succeït, més o menys. S'ha d'aclarir, tanmateix, que els moments més durs i que pertanyen a la realitat superen amb escreix els inventats. De fet, els inventats, no fan cap mal. També són inventats els noms dels personatges per tal d'evitar pagar drets d'autor als seus pares i en darrera instància a l'Sgae. La banda sonora, mentre no soni, no es paga.
Qualsevol semblança amb la realitat és real.
És veritat que hi havia una infermera que s'enfadava per minúcies amb alguns malalts i que, en aquestes ocasions, els parlava molt malament. Però també és cert que, de vegades, aquesta mateixa infermera era inusitadament amable.
De vegades, els ocells fan cagarades.
Una veritat més: el doctor no va estar encertat en les formes quan ens va donar un primer diagnòstic ni tampoc triant el lloc on ens el va transmetre. Sense cap mena de dubte, es pot afirmar que és un gran oncòleg i, suposo, que aquesta reputació l'ha convertit, també, en un gran especialista a defugir tota mena de sentiments envers els seus pacients. Potser té por de caure en una terrible depressió si es posa en el lloc del malalt o si li mostra certa empatia. No ho sabria dir. Malgrat tot, sempre l'exculpo davant l'allau de retrets que rep quan s'evoca l'escena a les reunions familiars i argumento a favor del doctor Molí que potser aquell fatídic i kafkià dia es pensava que ja havíem estat informats sobre la malaltia que jo patia quan, d'aquella manera tan poc adient, ens va parlar per primera vegada del limfoma de Hodking. El defenso argüint que ens estava fent un favor en dedicar-nos aquell valuós temps destinat a algú altre i així evitar una llarga llista d'espera. Per això, fins a cert punt, entenc la seva actitud. Perquè crec que ell es pensava que ja sabíem de què ens parlava quan ens va atendre després que l'otorinolaringòleg —que és amic de la família—, ho hagués fet poca estona abans per tot seguit adreçar-nos a ell. Segur que no és habitual que cap pacient vagi a la planta d'oncologia per a rebre informació sense tenir abans el diagnòstic definitiu de la seva malaltia, tal i com va ocórrer en el meu cas. A més —continuo explicant— jo prefereixo saber-ho tot, sigui bo o dolent, des del començament i sense rodejos.
Ara bé, si he de ser del tot sincer, quan em quedo sol, abstret en els meus pensaments, he d'admetre que el doctor Molí va cagar-la de ple aquell dia i que ja està condemnat tot i les moltes coartades que jo li vulgui o li aconsegueixi proporcionar.
Cal dir, a pesar d'això, que si estic curat és gràcies a ell i que ha donat resposta a tots els meus dubtes i ha aconseguit que els efectes secundaris del tractament fossin més suportables. Sempre li estaré agraït, encara que jo també hi he posat molt d'entusiasme en tot el procés, de fet, d'això precisament tracta aquest escrit: l'estat d'ànim és cabdal si es vol superar o acceptar una malaltia.

Avui costa una mica més...

Avui, després de tres dies en els que em sentia ple d'energia, he fet figa. No estic tan bé com pensava.
Al tren, quan ja portava vint minuts de trajecte, mentre llegia i escoltava música, he començat a sentir un lleuger mareig.
El cansament m'està posant a prova. Un desviament provisional. Només això.
Però no em rendeixo. De fet no he canviat cap pla i no he baixat fins que no he arribat a Provença. Hagués baixat al Baixador de Vallvidrera, però sóc massa testarrut i, tot i que varies vegades he pensat que perdria el coneixement, no volia cedir en aquest quart dia.

La frase; el dolor és inevitable però el sofriment opcional.

Standby

Sigue sonando el móvil, pero lo siento, aún no estoy preparado.
Reto en pausa.
Lo superaré cuando descuelgue y te diga lo que te tengo que decir.
Reto del reto: no dañar. A nadie.
Muchas cosas han cambiado en diez meses. Yo el primero.
Todo sigue su curso, aunque uno no esté.
Pero, por fortuna, hay cosas que necesitan mucho más tiempo como para que uno se sienta fuera de lugar, diez meses no es suficiente.
Sólo está encendido el led rojo de un maldito reto pendiente. Por lo demás, sigo en pleno despegue con el depósito repleto de energía positiva.

Comentarios recientes

ir arriba